lunes, 17 de enero de 2011

GUARDIA DE HIERRO, PJ, CHUECO MAZZÓN Y CRISTINA FERNÁNDEZ DE KIRCHNER.

 En el trabajo presente, repasamos hechos y referencias históricas de Guardia de Hierro y todas las relaciones; las que comprobarán por sí mismas, que ninguna administración provincial de origen "K" es distinta a la nacional, y ni siquiera la sucia pretensión de re reelegir a Jóse Luis Gioja en San Juan -acto absolutamente ilegítimo-. Es decir aquí Mazzón pudo planear o estar al tanto de los deseos de los grupos que proponen al mandatario sanjuanino. Pero por otra parte, el gobernador del oeste argenino, ingresó en los años 70' del siglo pasado al GUARDIA DE HIERRO, y es que coincide con la derechización del grupo fogoneado por Perón, ya que a su retrono, el ex Presidente, echó, sin más los atisbos de izquierda en su movimiento; o sea, que de alguna manera "Guardia de Hierro" ¿se convierte en lo que siempre quisieron? ¿qué es lo que siempre quisieron?: la respuesta está en Rumania y en el ultraderechista dsicurso del peronismo "...occidental y cristiano". 
A partir de la revisión e indagación que hacemos, obnservamos que Mazzón, quien fue parte principal de ese grupo, también bajo chupando las ubres derechistas estuvo cuando Ménem. Antes que nada, es sujestivo en la Rumania el simil con el movimiento de los peronistas, la aplicación de los términos "La Cruz del Arcángel Miguel" a nivel nacional "la legión del Arcángel Miguel".

       PARA ENTENDER MJEJOR VAMOS AL PLANO MUNDIAL:
La Guardia de Hierro (en rumano Garda de Fier) fue un movimiento fascista, ultranacionalista y antisemita rumano, convertido luego en un partido político, que existió desde 1927 hasta la Segunda Guerra Mundial.
El movimiento fue fundado por Corneliu Zelea Codreanu, el 24 de julio de 1927, bajo el nombre Legión de San Miguel Arcángel, y fue liderado por Codreanu hasta su muerte, en 1938. Los adeptos y miembros del movimiento eran llamados "legionarios". En marzo de 1930 Codreanu formó la Guardia de Hierro, una rama paramilitar y política de la Legión, cuyo nombre llegó a aplicarse a la Legión entera. Más tarde, en junio de 1935, la Legión cambió oficialmente su denominación, pasándo a llamarse partido "Totul pentru Ţară" ("Todo para el País").
Sus miembros llevaban uniformes verdes (considerados símbolo de rejuvenecimiento, y merced a ello recibieron el apodo de "Camisas verdes") y se saludaban entre ellos como los romanos. El símbolo principal utilizado por la Guardia de Hierro fue una cruz triple, representando barras de prisión (como símbolo del martirio), a veces llamada "La Cruz del Arcángel Miguel".

Fundación y alzamiento

En 1927, Corneliu Zelea Codreanu dejó su importante posición en la "Liga de la Defensa Nacional-Cristiana", partido político (liderado por el profesor A. C. Cuza) para fundar la "Legión de San Miguel Arcángel". Dicho grupo se diferenció de los demás movimientos fascistas de su época por su carácter religioso, por su forma de aceptar y aplicar el cristianismo ortodoxo rumano. Según Ioanid, la Legión "insertó voluntariamente varios elementos del cristianismo ortodoxo en su doctrina política, hasta el punto de convertirse en uno de los pocos movimientos políticos modernos de Europa con una estructura ideológica religiosa".
La Legión se caracterizó porque su base de adherentes y militantes estuvo formada mayoritariamente por campesinos y estudiantes, y no masivamente por veteranos de guerra. Sin embargo, los legionarios tuvieron en común con los fascistas europeos su carácter violento, rasgo que se acentuó aún más cuando, a fines de 1933 se constituyó un gobierno autoritario moderado que prometía el desmantelamiento del fascismo en Rumania. Ante esas circunstancias, la Legión contraatacó organizando las unidades de acción directa, llamadas echipa mortii, las mismas que el 29 de diciembre asesinaron al Primer Ministro del recien elegido gobierno, el líder del Partido Nacional Liberal Ion Duca.
El "Capitán" Codreanu fue su líder carismático, siendo la Legión conocida por su hábil propaganda, incluyendo el espectáculo, usando marchas, procesiones religiosas (con "milagros" incluidos), así como himnos patrióticos y partisanos, trabajo voluntario en el campo y campañas caritativas en zonas rurales. Toda esta acción se orientó para imponer la filosofía típica de la tercera posición, es decir anticomunista, antisemita, antiliberal, anticapitalista y antiparlamentaria, a fin de presentarse como una alternativa patriótica a los partidos "corruptos y clientelistas", incluyendo la Liga de la Defensa Nacional-Cristiana. El propósito declarado de la Legión fue la creación de un "hombre nuevo", que debería anteponer a todo su país y su religión, superando los intereses mezquinos del liberalismo y el comunismo.
Como otros movimientos fascistas clericales de su tiempo, como los Lăncieri (lanceros), con los que chocaba frecuentemente en la violencia callejera, la Guardia de Hierro era activamente antisemita, promoviendo la idea de la constante "Agresión rabínica en contra del mundo cristiano", bajo formas como: la francmasonería, el freudianismo, la homosexualidad, el ateísmo, el marxismo, el bolchevismo, o la guerra civil de España, que, según ellos, tenían el propósito de minar la sociedad.
El 10 de diciembre de 1933 el primer ministro liberal Ion Duca prohibió la Guardia de Hierro. Como respuesta, miembros de la misma lo asesinaron, el 29 de diciembre de 1933, en la plataforma de la estación de tren de Sinaia, cuando regresaba de una entrevista con el Rey.

La lucha por el poder

En las elecciones parlamentarias del año 1937 la Legión se alzó como la tercera fuerza política más votada, después del Partido Nacional Liberal y del Partido Nacional Campesino, con un 15,5 % de los votos. El Rey Carlos II se opuso enérgicamente a los propósitos políticos de los legionarios y consiguió mantenerlos fuera del gobierno hasta 1940, cuando se vio forzado a abdicar dada la situación política nacional y europea. Durante este período la Legión fue duramente perseguida desde el poder. Ante la decisiva influencia que la Legión había ido cobrando en la política rumana el 10 de febrero de 1938 el Rey disolvió el gobierno y se proclamó dictador real.
Codreanu fue detenido y encarcelado en abril de 1938, muriendo la noche de 29-30 de noviembre de 1938, junto con otros legionarios, estrangulados por los gendarmes que les escoltaban durante su traslado a la prisión. A la vista de estos hechos se difundió la noticia de que el gobierno inventó el intento de evasión de los legionarios para eliminar a Codreanu como principal opositor. Codreanu y los demás fueron asesinados por orden del Rey, quizás como reacción al asesinado de 24 de noviembre de un amigo de Armand Călinescu, entonces Ministro del Interior.
El 7 de marzo de 1939 se formó un nuevo gobierno, con Armand Călinescu como primer ministro; el 21 de septiembre de 1939 Călinescu fue asesinado por un grupo de legionarios que vengaron a Codreanu, sumándose así a otros actos de violencia en Rumania.

El liderato de Horia Sima

Durante los primeros meses de la segunda guerra mundial, Rumanía fue oficialmente neutral. Sin embargo, después del Pacto Molotov-Ribbentrop del 23 de agosto de 1939, que estipuló, entre otras cosas, el "interés" soviético en Besarabia, las promesas francesas e inglesas no fueron de más ayuda a Rumanía que a Polonia. Cuando Alemania invadió Polonia, Rumanía ofreció asilo a los miembros del gobierno polaco e incluso después del asesinado de Călinescu, el Rey Carlos II intentó mantener la neutralidad. Sin embargo, después de la capitulación de Francia y de la retirada británica de Europa, el acercamiento al Eje Roma-Berlín-Tokio se hizo inevitable.
Ante estos acontecimientos la situación política se hizo favorable para los legionarios. El gobierno de Ion Gigurtu, formado el 4 de julio de 1940, incluyó a un miembro legionario. Pero antes de la llegada al poder, el movimiento legionario había ido perdiendo a la mayoría de su líderes carismáticos; Horia Sima, un antisemita convencido, llegó a ser el líder nominal del movimiento después de la muerte de Codreanu, fue uno de los pocos legionarios prominentes que habían sobrevivido para encarar su compromiso con el poder.
En el 4 de septiembre de 1940, la Legión entabló una alianza no exenta de tensiones con el general (después mariscal) Ion Antonescu, formando el gobierno del "Estado Nacional Legionario" después de la abdicación forzada del rey Carlos II. Rumanía se acercó de esa manera todavía más al Eje, al que se unió oficialmente en junio de 1941. Horia Sima fue nombrado Vicepresidente del Consejo de Ministros.
Una vez en el poder, desde el 14 de septiembre de 1940, hasta el 21 de enero de 1941, la Legión endureció la legislación antisemítica y empezó una campaña de pogroms y asesinatos políticos, así como de chantaje y extorsión a los sectores comerciales y financieros judíos. Más de 60 antiguos funcionarios y oficiales fueron ejecutados en la cárcel de Jilava - la misma donde fue encarcelado Codreanu - mientras estaban aguardando juicio; a su vez el historiador y antiguo primer ministro Nicolae Iorga o el economista Virgil Madgearu, antiguo ministro, fueron asesinados sin haber sido siquiera detenidos.
La Guardia de Hierro ganó notoriedad por su participación en el Holocausto. En su libro "La destrucción de los judíos europeos", Raul Hilberg escribió : "There were... instances when the Germans actually had to step in to restrain and slow down the pace of the Romanian measures." ("En algunas ocasiones los alemanes tuvieron que intervenir para ralentizar las medidas rumanas"). La aniquilación de los judíos del este de Rumanía (incluyendo aquí a Besarabia, Bucovina, Transnistria y la ciudad de Iaşi) tuvieron más bien el carácter de un pogrom que el de transportes y campos de concentración bien organizados como los de los alemanes.
Pero el 24 de enero de 1941 Ion Antonescu consiguió suprimir un golpe de estado legionario, eliminando a los legionarios del gobierno. Durante la guerra civil de tres días, la Legión fue responsable por un pogrom en Bucarest, incluyendo la matanza de docenas de judíos en un matadero, donde los asesinos colgaron los cuerpos de los ganchos y los mutilaron. Horia Sima y muchos otros legionarios se refugiaron en Alemania; mientras otros fueron encarcelados.
Horia Sima (n. 1907) tenía estudios universitarios de Letras y Filosofía; llegó a vivir en España, colaborando con la "Falange" española, y publicando varios libros.

Legado

El nombre "Guardia de Hierro" es utilizado por un pequeño grupo fascista rumano en el presente.
Existe también una organización contemporánea de extrema derecha, "Noua Dreaptă" ("La Nueva Derecha") que se considera heredera de la Guardia de Hierro, es adepta al legionarismo y mantiene un culto a la personalidad dedicado a Corneliu Zelea Codreanu. Sin embargo, no se declaran partido político y actualmente sólo funcionan como parte de la sociedad civil.
Desde los años '70 Mircea Eliade (1907-1986), conocido historiador de las religiones, fue criticado por haber apoyado a la Guardia de Hierro en los años '30.

brazalete GH 

  Plano nacional:

30/11/2005 BLANCO & NEGRO - Diario de Cuyo

Guardia de Hierro del PJ

Fernando Del Corro - Agencia Télam

Una atractiva reconstrucción histórica sobre la actuación de la organización peronista "Guardia de Hierro", de importante actuación más de tres décadas atrás, fue concretada por el periodista y escritor argentino Alejandro Claudio Tarruella, y presentada por la editorial Sudamericana.

La obra lanzada al mercado se titula "De Perón a Kirchner-Guardia de Hierro" y la investigación periodística desarrolló en el contexto histórico el origen y los cambios que se fueron operando en ese colectivo hasta que parte de sus integrantes, bajo la conducción de su líder histórico, Alejandro Alvarez, se convirtió en una singular orden religiosa a través de la cual pretendieron incursionar en la política.

"Guardia de Hierro" nació en la Argentina durante los primeros años de la década del '60, como sector juvenil del Comando Superior Peronista, tomando esa denominación de la organización homónima rumana que entre 1927 y 1938 lideró el rumano Zelea Corneliu Codreanu, uno de los precursores del nazismo en el Viejo Mundo.

Codreanu (1899-1938), abogado e intelectual de derecha, en 1927 fundó la "Legión del Arcángel Miguel", de índole paramilitar, que en 1930 pasó a denominarse "Guardia de Hierro", que persiguió a judíos e izquierdistas y hasta asesinó a un ministro, varios policías y numerosas personas. En 1937 controló el gabinete nacional pero ante la decisión del rey Karol II, la organización fue disuelta en 1938, tras lo cual reapareció como "Todo por la Patria". El monarca mandó arrestar a Codreanu en el mismo 1938 y lo envió a la cárcel donde los guardias lo ahorcaron con otros trece legionarios.

Si bien la ideología de su epónima rumana no incidió en los años de la formación de la "Guardia de Hierro" argentina, que adoptada ideas propias del peronismo que la situaban inicialmente en la izquierda del espectro político, en años más recientes, tras un progresivo corrimiento hacia la derecha, según surge de los estudios de Tarruella, los miembros remanentes activos dieron un giro hacia ideas religiosas en consonancia con el pensamiento de Codreanu.

Las relaciones con Juan Domingo Perón, el ingreso del Frente Estudiantil Nacional (FEN), originariamente próximo al socialismo, a "Guardia de Hierro", la muerte del viejo líder tres veces presidente y una peculiar relación con el almirante Eduardo Emilio Massera también formaron parte de la investigación.

La muerte del general Pedro Eugenio Aramburu merece un tratamiento especial, dado que se plantea una hipótesis novedosa a través de la cual aparece involucrado el coronel Luis Máximo Prémoli (luego pareja de Amalia Lacroze de Fortabat) y que muestra las relaciones entre "Guardia de Hierro" y Montoneros.

Asimismo se analiza el paso de dirigentes "guardianes" por la Universidad de El Salvador durante la gestión al frente de la misma del cardenal Jorge Bergoglio, hoy Arzobispo de Buenos Aires.

Pero el hecho central que se desarrolla finalmente en la obra tiene que ver con la ya mencionada cuestión de la conformación de la estructura religiosa, mediante la cual se abandonó el esquema político clásico para ingresar a un mundo quasi delirante, aunque sin abandonar su participación en la política apoyando en 1995 la candidatura presidencial de José Octavio Bordón, actual embajador en EEUU, y en 1999 la del efímero jefe de Estado Fernando De la Rúa.

    PERFIL DE: Juan Carlos Mazzón -el chueco-:
Juan Carlos Mazzón, un monje negro del peronismo

Encargado de bordar la trama de alianzas del Gobierno, este "peronista puro", que nunca comulgó con la transversalidad, es el impulsor de dos ideas clave: peronizar la campaña y recostarse en el poder de los intendentes ante una elección que sabe difícil

Domingo 10 de mayo de 2009 - Diario La Nación
Como si fuera un general en plena batalla, su despacho, ubicado en el primer piso de la Casa Rosada, allí donde también está la oficina de la Presidenta y la del Jefe de Gabinete, tiene varios mapas de la Argentina colgados de las paredes. Una gráfica, que le es funcional a Juan Carlos Mazzón -a quien todos llaman por su apodo, El Chueco-, uno de los principales operadores electorales de Néstor y Cristina Kirchner, y un claro impulsor de la estrategia de peronizar la campaña y recostarse en los gobernadores y los intendentes, de cara a las complicadas elecciones que se avecinan.
Es un ferviente devoto de las candidaturas testimoniales: para él son cruciales para juntar votos, y lo dirá sin anestesia y sin eufemismos.
Es que Mazzón necesita mapas territoriales a la vista para seguir en tiempo real y en cada territorio político las bajas y las altas de un kirchnerismo debilitado -y él sabe muy bien que el Gobierno está debilitado-, en cada provincia y en cada territorio electoral, que últimamente supervisa personalmente junto con el ex presidente, con quien en estos días se reúne casi todos los días en Olivos. El miércoles 6 de mayo, a 72 horas del cierre de listas para presentar ante la Justicia y a 50 días de la elección, el teléfono de su despacho está al rojo vivo; suena sin cesar: habla con un intendente, un puntero; a veces, con un gobernador. Aquel mediodía, alguien del otro lado de la línea le pregunta por la actriz Andrea del Boca, a quien le habrían ofrecido un lugar en la lista porteña del oficialismo K. "¿Y qué sé yo quién fue?... No, yo no fui. No sé, debe de haber sido algún loco", lanza este peronista que nació en Santa Fe pero que hizo toda su carrera política en Mendoza, desde donde se convirtió en el inventor y luego mentor de José Luis Manzano, desde el inicio de la primavera democrática.
Siempre hizo el mismo trabajo, independientemente del cargo formal que ocupase. Eso no importa. Desde hace más de 40 años, su tarea fue la de ser un operador del poder peronista. Trabajar para el jefe, para algún jefe, con el fin de que el aparato del PJ se siga reproduciendo, amplíe su dominio y, en lo posible, afronte la menor oposición.
Para muchos, es un hombre respetado, un articulador de alto nivel, que sabe tejer lazos con todos, amigos y enemigos. Para otros, en cambio, no tiene palabra y no cumple con ningún pacto. Están quienes lo ven como un componedor neto. Y están quienes lo ven como un complotador oscuro.
Quizá sea un poco de ambas cosas.
Su grado de influencia política hoy, que creció frente al matrimonio K con la salida de Alberto Fernández, es inversamente proporcional a su exposición: tal como corresponde a un monje negro, puede salir a caminar perfectamente por Florida sin que nadie sepa de quién se trata.
Desde la vuelta a la democracia, trabajó con todos: Antonio Cafiero, Manzano, Menem, Cavallo, Ruckauf, Duhalde, Kirchner, y ahora Cristina. Desde 2002, con la gestión de Duhalde, está en su cargo actual, aunque no en la misma oficina, de la que fue desplazado por Alberto Fernández, su enemigo en el Gabinete, cuando gozaba de la confianza del matrimonio presidencial.
El pasaje de ser funcionario de Kirchner a serlo de Cristina fue dulce; él, al principio, tenía sus dudas de que fuera así, si bien conoce al matrimonio santacruceño desde el 85, aún antes de que el ex presidente fuera intendente de Río Gallegos. A los periodistas, con quienes suele hablar en off the record , les decía: "La señora tiene un estilo distinto". Pero ella entró un día a su despacho y simplemente le dijo, señalándolo: "Vos te quedás donde estás, y si tenés algún problema, me tocás la puerta". Sin embargo, su relación política principal es con el esposo de la Presidenta.
Formalmente, su tarjeta personal dice: Coordinador General de Asuntos Político Institucionales de la Unidad Presidente. Pero, en la práctica, su tarea de operador incluye diversas gestiones: es el encargado de recibir a intendentes y dirigentes, de recoger heridos, de gestionar favores. Su última movida fue una misión imposible: tratar de pactar, de acercar, de algún modo, a Carlos Reutemann, a quien conoce desde hace años. No lo logró. En cambio, dirá, ante sus amigos del peronismo: "Ahora lo veo mucho más decidido a ser Presidente".
Algunos lo señalan como el ideólogo del anticipo de los comicios; él sostiene que fue Kirchner el autor de las candidaturas testimoniales: "Esa idea tiene su sello". En cambio, lo de agitar el caos es una treta que han empleado todos los dirigentes de la democracia. ¿Poner actores o dirigentes populares en las listas K? Es una buena opción para atrapar algo de esa clase media urbana que Cristina empezó a perder en los comicios de 2007.
En la semana que pasó, apoyó todas las gestiones para lograr que Daniel Filmus sea candidato en Capital. Se queja del banquero cooperativista Carlos Heller porque, según cree, no mide nada. Pero, en realidad, su queja es más de fondo: Mazzón siempre detestó la idea de la transversalidad. De alli su enfrentamiento con Fernández. A este peronista puro, que empezó a militar en la agrupación derechista Guardia de Hierro en Mendoza, no le agrada un Zaffaroni en la Corte, ni una Ocaña en el riñón del Gobierno.
Entre sus operaciones políticas, se acredita el pacto entre el ex presidente y el ex ministro de Economía Roberto Lavagna. Una "articulación", por llamarla de algún modo, que hizo junto con su amigo José Pampuro. Fue también el encargado de juntar a peronistas ortodoxos y progresistas, heridos y repatriados, que se unieron nuevamente para revitalizar la más fuerte estructura partidaria de la Argentina, el PJ, con Kirchner a la cabeza.
Tiene 65 años y está casado con la misma mujer desde el 26 de mayo de 1973 -recuerda perfectamente la fecha porque fue un día después de la asunción de Cámpora-, una ama de casa con quien tuvo cuatro hijos. Aunque sólo uno de ellos, Mauricio, de 36 años, sigue sus pasos: después de un breve paso por las filas de Macri, Mazzón chico se sumó al kirchnerismo y actualmente es uno de los representantes del oficialismo en Papel Prensa.
Lo de "chueco" es un apodo cruel de juventud, que la política -también cruel- continuó. Tiene un problema en una pierna. De chico sufrió osteomielitis, una infección aguda de los huesos que se le manifestó en un fémur, por la que actualmente debe llevar una prótesis.
De guardián a kirchnerista Militó en la agrupación Guardia de Hierro, en su juventud, aunque su nombre empezó a hacerse conocido durante el menemismo, cuando fue viceministro de José Luis Manzano, a quien antes había apadrinado políticamente. Entonces, en 1992, tuvo que renunciar a su cargo por una condena que había recibido en los 80 por estafa, cuando se desempeñaba en el Registro Nacional de la Propiedad del Automotor, en su provincia. Ese hecho, que los periodistas Daniel Capalbo y Gabriel Pandolfo, cuentan en la biografía no autorizada de Manzano, Todo tiene precio , lo dejó severamente golpeado.
Sus buenos vínculos con la oposición -práctica poco kirchnerista- y su paciente tejido en las distintas líneas del PJ son prácticas que quizás haya tomado del intrigante fundador de Guardia de Hierro, Alejandro El Gallego Alvarez. El mentor de la agrupación formadora de cuadros nacionalistas del PJ en los 70, a la que Mazzón estuvo ligado, creía que la organización vencería al tiempo.
Con Manzano, integraban el mismo grupo estudiantil. En 1969, Mazzón participaba en lo que fue el Frente Estudiantil Nacional (FEN), que conducía Roberto Grabois. Luego se fusionaron, todos, con Guardia de Hierro, enfrentada con Montoneros. Es que el FEN viró del marxismo a ser vehículo peronizador de la clase media. Guardia buscó y logró un acercamiento con militantes nacionalistas mendocinos. Entre 1969 y 1971, Guardia, el FEN y los Comandos Tecnológicos Peronistas del teniente Julián Licastro convergieron en lo que se llamó el "trasvasamiento generacional". Pero cuando llegó Peron, los guardianes ya habían diseminado su impronta en esta mezcla, alejando definitivamente a los Comandos Tecnológicos en los que revistaba por ejemplo José Octavio Bordón.
Si bien se conocían desde antes, fue más o menos para la época en que se negoció la privatización de YPF cuando trabó relación con los Kirchner; muchos peronistas sostienen que Mazzón fue algo así como un garante con las provincias para que respaldaran la privatización de la petrolera estatal. Fue quien arregló con los gobernadores petroleros las regalías. Kirchner, desde luego, estaba entre ellos.
Después, en el 94, fue su asesor cuando el santacruceño fue convencional constituyente.
Se mantuvo mucho tiempo en las sombras, donde le gusta estar, hasta que regresó a las ligas mayores de la política, de la mano de Duhalde. Entonces, en la poscrisis, era el único no bonaerense que podía entrar a la oficina del Presidente sin golpear la puerta.
Tiene una única foto en su despacho, en la que aparece con otro incondicional K, el ministro del Interior, Florencio Randazzo. Ambos se muestran abrazados y sonrientes, al lado del busto del general Perón.
Sabe que con los Kirchner hará lo mismo que con Menem: como quiera que siga la película K, él los acompañará hasta el último día en el poder.
Laura Di Marco
Para LA NACION
© LA NACION
Quién es Nombre y apellido:
Juán Carlos Mazzón
Edad:
65
Universidad y política:
Nació el 8 de enero de 1944 en San Javier, Santa Fe. De joven se fue a Mendoza, para estudiar Ingeniería en Petróleo y en la Universidad empezó su militancia. Se formó políticamente en Guardia de Hierro, ligada a la ortodoxia peronista.
Con todos los peronismos:
En los 80 apadrinó a José Luis Mazano, de quien luego fue viceministro durante el gobierno de Menem. Trabajó para Cafiero, Duhalde, y desde 2002 tiene despacho en la Casa Rosada. Está casado y tiene cuatro hijos.

            RUMOREO: 
Diario Libre
1) En un restaurant de Mar del Plata, que antes se llama "El Pajarito", y ahora pertenece a Mono Goransky, Chueco Mazzón estuvo con un grupo de san juaninos.
2) El famoso Chueco dijo que en San Juan había RE RE.
3) Dejamos en reserva los nombres de los sanjuaninos.
4) Chueco había concurrido al lugar con su familia.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

GRUPO EN FACEBOOK: RADIO ESCUCHAS DE ANDRÉS ZARZUELO

GRUPO EN FACEBOOK: RADIO ESCUCHAS DE ANDRÉS ZARZUELO
PROGRAMA SENSACIONES

Páginas vistas en total de la semana

MAPA: VISITAS

visitas por país

Flag Counter

RANKING DE ALEXA

Alexa-Rank

RANKING DE GOOGLE

Calcular Page Rank

RANKING ALIANZO DEL SITIO EN SAN JUAN

Alianzo Rank de San Juan

ALIANZO RANK ARGENTINA

Alianzo Rank de Argentina

blogoteca

SEGUIR AL PROPIETARIO